MTA y MBA

 

El MTA, programa pionero en nuestro país, cubre las necesidades formativas en relación a la dirección de empresas Turísticas, aspirando a desarrollar directivos altamente especializados en el sector turístico. El entorno actual empresarial turístico requiere de la flexibilidad y comprensión de los directivos para gestionar las empresas en un entorno cada vez más global, dinámico y competitivo.
El objetivo principal es la formación de directivos y empresarios capaces de dirigir y liderar organizaciones en entornos competitivos, globales y dinámicos, preservando la ética profesional. El Máster cuenta con la participación de profesionales y profesores universitarios con amplia experiencia en el sector. El profesorado imparte las materias desde un enfoque fundamentalmente práctico.

Las actuales transformaciones en las relaciones económicas, sociales y culturales están motivando nuevas concepciones de tiempos, espacio, modernidad técnica, responsabilidad social y gestión empresarial. Conscientes de esta realidad, la MTA se ha configurado como un curso con un programa pionero, innovador y flexible, con un enfoque eminentemente práctico, dirigido a personas que desean avanzar en el mundo de la dirección y gestión de empresas turísticas, crear su propia empresa y/o convertirse en líderes o dinamizadores dentro de su organización. El MTA combina los conocimientos, herramientas específicas para hacer crecer organizaciones competitivas.

El MTA ha sido diseñado con el propósito de fortalecer las competencias que le permitan desarrollar un juicio crítico de su realidad contextual y generar propuestas de gestión creativas para responder a los problemas identificados, dentro de una perspectiva ética.
En un contexto más general tenemos que significar que en nuestra economía, líder en el sector turístico, la formación esta jugando un papel de cada vez más decisivo. Este máster se ha convertido en la cúspide de una pirámide en la que se insertaban un amplio abanico de estudios en turismo y hostelería gracias los fortalecimientos del Gobierno de las Islas Baleares, a través de su Consejería y a la UIB, apoyados por un sector empresarial cada vez más consciente del papel decisivo de la formación.